CONVERSACIONES ENTRE AMIGOS

Ficha técnica

Título: Conversaciones entre amigos
Autor: Sally Rooney
Traducción: Ana García Casadesús
Género: Novela
Editorial: Penguin Random House
Fecha de la edición: junio de 2018
Formato: Tapa blanda, 336 páginas
Tamaño: 13,5 x 2,3 x 22,9 cm
ISBN 978-84-397-3446-8
Nota: ✩ ★ ★ ★ ★


Sinopsis

Amigas de toda la vida, Frances y Bobbi suelen recitar sus poemas en veladas literarias. En una de ellas conocen a Melissa y a su marido Nick, una escritora y un actor que les sacan unos veinte años, pero que les comienzan a atraer poco a poco, consiguiendo una relación de a cuatro poco común.

Opinión

Al principio, esta novela me pareció que iba a ser algo simple, una de esas lecturas frescas que te ayudan a relajarte aunque que no te aportan nada. Pero realmente siento que me ha aportado, y mucho.

La relación que surje entre los cuatro personajes es peculiar, pero creíble. Dejando a un lado los prejuicios, Rooney desarrolla el amor entre estas cuatro personas de un modo que resulta incluso natural. Pero, desde un principio, está abocado al fracaso, ya que este tipo de relaciones es difícil de mantener. No obstante, esta particularidad no me ha llamado demasiado la atención, ya que tiene cierto parecido a la típica comedia romántica.

<<Me levanté de la cama después de leer este intercambio de mensajes y me desvestí para mirarme en el espejo. Cada cierto tiempo me descubría haciéndolo, movida por una especie de compulsión, aunque nunca advertía el menor cambio en mi aspecto.>>

Lo que me ha enganchado totalmente a su lectura a sido el hecho de que habla sin tapujos de la menstruación, dedicando un espacio a ella. Además, trata el tema de una enfermedad poco conocida, la endometriosis. Dicha enfermedad es de difícil diagnóstico, ya que para poder estar cien por cien segura de padecerla, te tienen que abrir para verlo claramente. No obstante, teniendo en cuenta los síntomas, hoy en día se está empezando a diagnosticar cada vez más. ¿Por qué antes no se diagnosticaba esta enfermedad? Porque se consideraba a la enferma como una histérica que no podía aguantar un poco de dolor menstrual. Y realmente es un dolor que te parte en dos, te hace desmayarte y sentirte fatal. También es difícil tener esta enfermedad, porque no te sientes comprendida por los demás, ya que siempre parece que exageras tus menstruaciones. Por todo esto, se suele dejar a un lado esta enfermedad y no se suele hablar a menudo de ella. Y por este motivo, me ha gustado especialmente esta novela, porque ha dado voz a mujeres que suelen callar para no ser consideradas unas exageradas. Aún hoy en día, hay ginecólogos que no la diagnostican porque piensan que estas mujeres están exagerando sus síntomas, ni más ni menos.

Aunque esta novela no se basa en exclusiva en este tema, me ha parecido que ha conseguido una diferencia respecto a otras novelas contemporáneas: la denuncia social hacia este hecho y la difusión de información al respecto de esta enfermedad. Los diálogos entre los personajes son otro punto a su favor, algunos llegando a ser muy profundos, los cuales pueden hacer al lector reflexionar sobre ellos.

Una novela diferente, yo diría que feminista, que no puede dejarte indiferente tras su lectura.